13/junio/2017
CLÍNICA DE HEPATITIS EN EL CHDRAAM DE LA CSS

Ante la iniciativa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) destinada a prevenir y erradicar la Hepatitis Viral, la Clínica del Hígado y de Hepatitis del complejo hospitalario “Dr. Arnulfo Arias Madrid”(CHDRAAM) se ha integrado a la propuesta que proyecta eliminar esta enfermedad a nivel mundial en el año 2030, informó la Dra. Rebeca Iglesias, colaboradora de esta clínica que coordina el hepatólogo, Dr. Norberto Carreño, jefe del servicio de Gastroenterología de este centro médico de la Caja de Seguro Social.

La hepatitis viral es una inflamación del hígado causada por uno de los cinco virus que provocan la enfermedad (Tipos A, B, C, D y E) que se transmiten por distintas vías, como son alimentos, agua, sangre y otros líquidos orgánicos, con excepción del virus tipo D, adquirida solo por personas que han sido infectadas con el virus de hepatitis tipo B.

La enfermedad se caracteriza por fatiga, pérdida de apetito, fiebre e ictericia. La mayoría de las personas se recuperan totalmente, pero un pequeño porcentaje puede morir por hepatitis aguda. Además, las infecciones por los virus de las hepatitis B y C se pueden volver crónicas y causar cirrosis y cáncer de hígado. Se calcula que aproximadamente 1,4 millones de personas mueren cada año a nivel mundial como consecuencia de las diversas formas de hepatitis viral.

En Panamá, desde hace unos dos años, tanto el ministerio de Salud como la Caja de Seguro Social han venido recabando los datos y organizando la información necesaria sobre la prevalencia de esta infección. En el ámbito nacional se calcula que unos 150 mil panameños han tenido hepatitis viral, cifra que a nivel mundial asciende a unos 500 millones de personas que padecen la infección por el virus, sobre todo, de la hepatitis B o C de forma crónica.

Dichas infecciones crónicas son las causantes del 57 por ciento de los casos de cirrosis hepática y el 78 por ciento de los de cáncer de hígado primario, porcentajes que no son ajenos a nuestra realidad mórbida nacional por razones de la hepatitis viral.

Según la Dra. Iglesias, esta enfermedad se puede prevenir proporcionando acceso a alimentos y agua seguros para evitar la hepatitis A y para la tipo B, una mayor protección al momento de mantener relaciones sexuales; también a través de vacunas para las hepatitis A, B y E, al cribado (selección garantizada) de las donaciones de sangre y a material de inyección estéril y garantizando el control de las infecciones en el caso de hepatitis B y C. Sin embargo, las medidas de prevención y concienciación distan de ser suficientes y por tanto, en este año se han iniciado esfuerzos en ese sentido para una mayor divulgación social para prevenir la enfermedad.

Esta enfermedad infectocontagiosa se puede volver crónica, sobre todo en los países de bajos ingresos que no tienen acceso al tratamiento, debido a los servicios clínicos y al elevado precio de los medicamentos contra la hepatitis.

Iglesias adelantó que la Caja de Seguro Social, cuenta desde hace dos años con la Clínica de la Hepatitis que mantiene una estrecha relación con instancias del ministerio de Salud. Ambas instituciones adelantan la elaboración de una guía de referencia para el tratamiento y manejo de esta enfermedad en nuestro país que contribuirá significativamente, al momento de abordar la atención de los pacientes con hepatitis.

La OMS ha venido intensificando sus actividades destinadas a ayudar a los países a combatir la hepatitis viral. El Programa Mundial contra la Hepatitis se estableció en 2011, en virtud de una resolución de la Asamblea Mundial de la Salud, en la que también se designó el 28 de julio Día Mundial contra la Hepatitis (día oficial de la OMS). En tal sentido, la CSS a través de la Clínica de la Hepatitis se une a este gran esfuerzo proyectado a combatir definitivamente la hepatitis viral en los próximos 15 años.




free html visitor counters
Dirección Nacional de Innovación
Todos los Derechos Reservados
© Caja de Seguro Social